¿Te doy un consejo?

Remedios Naturales 4145 Visitas

 

 

¿Te doy un consejo? Toma mucha agua!

¿Por qué es importante el agua para la vida? Quizá parezca una pregunta inocente: desde pequeños en el colegio se nos explica que el agua es necesaria para vivir, y que somos un 70% agua. Pero, ¿por qué?
Todos los seres vivos del planeta tienen una relación estrecha e íntima con el agua. Sin agua no podría existir vida en el planeta. Y además, necesitamos que se cumplan unas condiciones determinadas para que el agua se encuentre en sus tres estados: sólido, líquido y gaseoso. Por ello, el cambio climático es un tema dramático ya que afecta el acceso al agua.

Pero, aunque comprendemos con facilidad la importancia del agua como el sistema que garantiza la vida en la tierra, ¿cómo garantiza en particular la vida del ser humano?, Es decir, ¿cuál es la relación entre el agua y nuestro cuerpo?

Probablemente hay muchas preguntas cuya respuesta desconozcas: ¿Por qué si estamos varios días sin agua morimos?, ¿cuál es la función y cometido del agua en nuestro organismo?, ¿cómo nos afecta estar muchas horas sin beber agua?, ¿por qué sentimos sed?

 Te explicamos por qué es importante el agua para la vida:

¿Por qué es importante el agua para el ser humano?

El agua es importante para todos los seres vivos, aunque algunos son menos dependientes, como las tortugas del desierto o los camellos, y para otros es toda su vida, como los peces. En el caso del ser humano el agua es fundamental para mantenerse funcional y sobrevivir. Pero, ¿por qué?

El agua nos ayuda de muchas formas diferentes, y sus efectos son casi inmediatos. Lo mismo ocurre cuando falta; aunque no lo creas, si sientes sed y no bebes agua en pocas horas comenzarás a tener molestias mayores como dolores de cabeza muy intensos, irritabilidad, e incluso, podrías estresar a tu sistema renal. 

También, si no bebes agua en uno o dos días empezarás a padecer estreñimiento y también podrías llegar a tener problemas bucales, respiratorios y hasta una infección de orina.

Estos son todos los motivos por los que debes beber agua de forma abundante cada día:

Para regular la temperatura corporal

Sí, el agua es el principal método para regular la temperatura corporal. Y es que, nuestro organismo usa el agua disponible para liberar el calor corporal cuando la temperatura es muy elevada. Seguro que ya sabes cómo lo hace: a través del sudor.

Por eso, si no bebes suficiente agua, en un momento de calor tu piel no se hidratará y no sudarás ni mucho ni poco. Porque siempre que sudamos no lo percibimos…

La primera consecuencia podrían ser mareos y náuseas.

El agua de tu cuerpo debe salir a la superficie capilar para hidratar tu piel y mantener tu temperatura. Por ello pasar horas sin beber en un día muy caluroso es peligroso y durante muchas horas puede ser mortal.

Para que comprendas cuánta agua necesitamos debes saber que en una hora podemos perder hasta un litro y medio de agua sudando.

Eliminar toxinas

En los últimos años las toxinas han sido protagonistas en la salud. Todo el mundo conoce sus efectos perjudiciales en nuestro organismo y las formas de eliminarlas como a través de los famosos batidos détox. Sin embargo, hay una forma mucho más sencilla: beber agua.

Así es, el agua limpia nuestro cuerpopor dentro y por fuera.

¿Cómo lo hace? Fácil, nuestro sistema circulatorio recoge también las sustancias de deshecho. Podríamos decir, que las células se deshacen de lo que no necesitan y consideran basura y él se lo lleva. El sistema circulatorio expulsa este excedente a través de la orina y de las heces. Así es como nos libramos de lo que no necesitamos, de lo que sobra o lo que nos puede perjudicar. De forma menos frecuente también lo hacemos a través del sudor.

Por ello cuando estamos enfermos podemos evacuar con mucha frecuencia y sudar, es nuestro cuerpo que busca expulsar al causante de nuestro malestar del interior.

Por tanto, sin agua no podríamos eliminar deshechos a través de la orina, que se compone de agua básicamente, y también padeceríamos de estreñimiento, así que no podríamos evacuar. También será imposible sudar.

Además, el agua es necesaria para el funcionamiento correcto de los riñones, los cuales tienen una función principal: filtrar las toxinas. De manera que el agua nos ayuda a eliminar toxinas de muchas formas diferentes.

Para transportar nutrientes y oxígeno

La forma en la que el agua regula nuestra temperatura la conocemos, somos conscientes cuándo y cómo lo hace, pero, ¿sabías que el agua nos ayuda con la alimentación y el oxígeno?

Sí, el agua es necesaria para descomponer los alimentos y poder hacer la digestión, absorber sus nutrientes y finalmente evacuar. Por ello, la ausencia de agua provoca entre muchos inconvenientes, estreñimiento.

El agua además transporta los nutrientes de los alimentos como las vitaminas, los minerales, las proteínas, etcétera, por lo que, si comiéramos, pero no tuviésemos suficiente agua en el cuerpo no podríamos nutrirnos correctamente y enfermaríamos. Por ello, además de beber agua, los alimentos que contienen más agua son más sanos, pues nos permiten absorber mejor sus nutrientes.

Asimismo, sin agua no podríamos distribuir correctamente el oxígenoa todas las células del cuerpo. Y es que el plasma sanguíneo es en más de un 90% agua.

Mantener las articulaciones lubricadas

Ahora ya sabes por qué es importante el agua para la vida, pero quizá desconocías una de sus funciones cruciales: lubricar nuestras articulaciones.

Si bebes poca agua o estás deshidratado de forma frecuente con el paso del tiempo podrías sufrir dolor en las articulaciones.

El motivo es que dentro de nuestras articulaciones existe un líquido llamado líquido sinovial. Este, es en su mayor parte agua, aunque es bastante espeso. Sirve para amortiguar los huesos, sobre todo en sus extremos y reducir la fricción, cuando nos movemos. Es decir, sin este líquido nuestros movimientos serían molestos e incluso dolorosos.

Por tanto, el agua en nuestro cuerpo cumple la función de amortiguador. Si bebes poca agua y practicas ejercicio podrías sufrir lesiones. También, beber poca agua durante años podría conducir a padecer artritis y osteoartritis.

¿Por qué sentimos sed?

La mayoría de “molestias” de nuestro cuerpo son un aviso. Por eso es tan importante escuchar a nuestro cuerpo y averiguar las causas de nuestro malestar.

En este caso atender la sed es fundamental; la sed nos avisa de que estamos deshidratados y de que, si no calmamos esa necesidad, la de beber agua, pronto podríamos padecer las consecuencias.

Además de por falta de hidratación, la sed puede aparecer por un exceso de sales minerales, que tarde o temprano llevan a la deshidratación.

En nuestro cuerpo tenemos receptores celulares que detectan la falta de agua en nuestro organismo y mandan una serie de estímulos al sistema nervioso central que lleva la señal al cerebro y este nos ofrece la sensación de sed. De este modo, a través de una molestia, el cuerpo se asegura la supervivencia.

El agua para los ecosistemas y para las plantas

El sistema hidrológico es el nombre que recibe el ciclo del agua, su funcionamiento y su relación con otros elementos de la naturaleza. El agua, que está en continuo movimiento cambia constantemente de estado, a sólido, líquido y gaseoso. Gracias a estos cambios, la vida en el planeta es posible. Y es que todo en nuestro planeta guarda una íntima relación con el agua.

En la actualidad el cambio climático está alterando la acción del agua y los ecosistemas se están viendo afectados. Y es que, aunque el total de agua en el planeta es siempre una constante, su disponibilidad no lo es, por ello, merece la pena cuidar el agua.

Y no hay que olvidar que, sin agua la vegetación se extinguiría en un tiempo muy breve, con muchas consecuencias trágicas, entre ellas la disminución extrema de los niveles de oxígeno en nuestro planeta, un nivel necesario para mantener con vida a todos los seres vivos. Por tanto, sin agua no hay vida.

Conclusión

¿Por qué es importante el agua para la vida? El agua es fuente de vida para todo el planeta Tierra, fundamentalmente afecta a la vegetación y en consecuencia a los ecosistemas. Asimismo, el ser humano, como todos los seres vivos, depende del agua para sobrevivir. La necesitamos para realizar algunas funciones básicas como la digestión o la regulación de nuestra temperatura corporal.

Asimismo, en cuanto empezamos a sufrir deshidratación nuestro cuerpo se pone en alerta y provoca la sed. Si no hidratamos nuestro cuerpo en las siguientes horas pueden aparecer dolores de cabeza y mareos, y a lo largo de los días incluso la muerte.

 

 

Compartir

Comentarios